La Reina Dragón

La Reina Dragón vive bajo la tierra y rige el inframundo. Su energía es fluida y ardiente, muy parecida a la lava volcánica que fluye mucho más despacio que el agua y que, sin embargo, es implacable allí por donde pasa, destruyendo cualquier cosa que se encuentra en su camino. La Reina Dragón representa a la diosa oscura y a la Vieja Bruja, la tercera cara de la Triple Diosa, cuya visión clara nos ve por lo que somos, más allá de nuestras máscaras y nuestras pretensiones. Representaciones de esta faceta oscura de la Diosa habitualmente la muestran rodeada por la muerte y el caos, como las imágenes de Kali la Destructora, que es representada devorando las entrañas de su amante. La Reina Dragón es la opuesta de la virgen, que aporta nacimiento y creatividad al mundo, ya que la diosa oscura representa la expiración y la muerte. Ella siempre lleva consigo un caldero de hirviente líquido y nos invita a entrar en él, para que así la carne de nuestras historias pueda ser separada de los huesos de nuestra sabiduría. La Reina Dragón se come la carne como si fuera compost para un futuro crecimiento y envía las semillas de sabiduría a su hermana, la Reina de los Cielos.

                                                                  Sin embargo, para que no te sientas inclinada a evadirla y evitarla, has de saber que ella no podrá ser ignorada, ya que te ama tanto que no te dejará ser menos de lo que realmente eres. Así que, en lugar de temerla, dale la bienvenida a tu vida con un corazón abierto y alegre pues, de lo contrario, su entrada repentina causará caos y destrucción, porque no negará lo que legítimamente le pertenece.

                                                                  Relacionada con la Reina Dragón está la energía kundalini que duerme en la chacra raíz y que claramente representa sólo una pequeña parte de la energía y el poder dragón/serpiente, abandonada durante la enorme y prolongada desconexión de nuestra consciencia de la consciencia de la Madre Tierra. La Reina Dragón se esconde profundamente dentro de su guarida acuosa, lamiendo sus heridas, infligidas por las inconscientes acciones humanas. Esto ciertamente explicaría por qué tantas personas con las que trabajo hoy, sienten que no pertenecen al planeta Tierra o tienen profundos sentimientos de rechazo y abandono. Sin nuestra conexión con esta poderosa energía restaurativa, es fácil entender por qué tantas personas se quejan de fatiga crónica, agotamiento suprarrenal y ansiedad persistente. Necesitamos enviar nuestra baja energía a la tierra y permitir que las sanadoras energías de la Reina Dragón nutran nuestras raíces.

                                                                  Al mismo tiempo, cuando el árbol de Inanna fue simbólicamente cortado por Gilgamesh (encontrarás esta historia en el escrito: Poder de Dragón, de este mismo apartado), la diminuta glándula pineal unida a la chacra de la corona quedó desconectada de los reinos espirituales regidos por la Reina de los Cielos.  Es a través de la glándula pineal como recibimos inspiración, por lo que no es sorprendente que esta glándula se considere subestimada e insuficientemente estimulada en la mayoría de la gente hoy. Como la Reina Abeja nos enseñará en un escrito dedicado a ella, la mitología nos habla de la arquetípica abeja productora de miel, que actúa como la fuente de la germinación entre los mundos del espíritu y la materia, contándonos también que la sabiduría de la Reina Abeja dejó de fluir a nuestra glándula pineal, porque se dio cuenta de que la humanidad estaba haciendo un mal uso de su energía y, como consecuencia, se durmió.

                                                                  Es imprescindible que reconectemos con esas energías, porque sólo entonces podrá la energía creativa ascender de abajo arriba y descender de arriba abajo, creando así un vehículo para que la pura fuerza de la vida fluya de nuevo una vez más, entre el Cielo y la Tierra. Como la alquímica Tabla Esmeralda establece: Como abajo, así arriba. Como arriba, así abajo. Pero recuerda que si haces esta conexión, estás también invitando a tu vida al caos que la Reina Dragón siempre lleva y deja a su paso, porque sin muerte no hay iluminación.

                                                                  Namasté.

 

The Healing Power of the Sacred Woman y

María Sánchez-Villacañas de Toro

VESICA PISCIS TOURS
Viajes Sagrados y Conscientes

Guía de viajes sagrados y conscientes
Psicóloga clínica, energética y espiritual
Astróloga. Cabalista. Formadora. Escritora
Sanadora Espiritual por Arquetipos
Lectora de Registros Akáshicos
Lectora y creadora de Oráculos

https://vesicapiscistours.wordpress.com
+34 627 12 09 47
vesica.piscis.tours@gmail.com

© María Sánchez-Villacañas de Toro. (25-05-2017) Todos los derechos reservados

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s